Como sobrevivir a una entrevista de trabajo

Antes de la entrevista

Estar tranquilo y preparado para cualquier cosa siempre será una buena arma a tu favor por eso tienes que conocer todo lo que puedas de la empresa, esto hará destacar tu interés por ser parte de su equipo. Repasa tus aptitudes, tu experiencia y tu formación, no olvides que tus debilidades también pueden ser transformadas en fortalezas, Hazte una relación de tus puntos débiles y prepara argumentos para defenderlos al igual que una relación de tus puntos fuertes y prepara argumentos que los corroboren, así que analizate a ti mismo y explica con claridad todas las experiencias laborales y educativas por las que hayas pasado. Lleva el currículum y conócelo a la perfección, ya que se basarán en él. Un Currículum perfecto puede ser la diferencia.

Otro punto muy importante es la apariencia así que evita ropa llamativa; los colores más adecuados para una entrevista de trabajo son el gris, negro y blanco ya que estos te harán ver como una persona, analítica, honesta, tranquila y elegante. Y por último sé puntual; llega 5 minutos antes, la puntualidad es un elemento muy importante y hablará siempre bien de las personas.



Durante la entrevista

Causar una buena impresión desde el principio puede ser la clave del éxito para conseguir el trabajo deseado, ya que desde el principio el entrevistador puede detectar la forma de ser de una persona por la manera de sentarse y saludar.

Es por eso que se debe de saludar al entrevistador de una fórmula convencional. Siéntese derecho, ni al borde de la silla (inseguridad), ni totalmente recargado/a (falta de respeto).Esté siempre atento y muéstrese simpático ya que esto demostrará el interés y el respeto ante la empresa y al entrevistador. Evite ponerse nervioso y los gestos que lo indiquen como morderte las uñas, golpear con el boli en la mesa, agitarte en el asiento. Deja que el entrevistador tome la iniciativa, no hable demasiado, ni demasiado poco, evite cruzar los brazos, puede parecer que estás a la defensiva.

Otro punto muy importante es la apariencia así que evita ropa llamativa; los colores más adecuados para una entrevista de trabajo son el gris, negro y blanco ya que estos te harán ver como una persona, analítica, honesta, tranquila y elegante. Y por último sé puntual; llega 5 minutos antes, la puntualidad es un elemento muy importante y hablará siempre bien de las personas.



Lo que se debe de evitar en una entrevista de trabajo

  1. No critiques a pasados empresarios
  2. No digas que necesitas terriblemente el trabajo
  3. Si no tiene experiencia No diga, que acaba de terminar sus estudios y no tiene experiencia profesional; enfoque de otra manera la respuesta como por ejemplo "estoy disponible para trabajar y dispuesto a poner en práctica todos los conocimientos que he adquirido en mis estudios

Haz preguntas

Demostrar el interés por el trabajo puede verse reflejado por las preguntas al final, recuerde ser claro y preciso por lo que se desea saber, sobre las posibilidades de promoción, la empresa o el puesto de trabajo